Me encanta cocinar pero nunca lo hago… ¿queréis saber por qué? (Post personal)

Hoy vengo a hablar sobre mí porque lo necesito. Creé este blog con la única intención de poder escribir sobre todo lo que quisiese y necesitase. No necesito que nadie me lea, tal y como dije en mi último post: escribp porque me ayuda y me hace feliz.

Nunca lo he puesto por escrito pero tengo un pequeño (gran) problema con la comida. Por lo que el otro día cuando me puse a ordenar libros de recetas flipé al ver la cantidad de recetarios que tengo.

Para la fotografía se puede intuir que me gusta cocinar. Mucho. Pero no cocino. Nunca.

Mi abuela Maria cocinaba muy bien, mi madre también y mi hermano es chef pero yo no cocino. Nunca. Sólo cuando es para otras personas. Por ejemplo, las recetas que tengo por aquí de galletas de mantequilla y los espirales de Nutella los he hecho únicamente cuando son para celebraciones como cumpleaños, santos u otros y llevarlos al trabajo o dárselos a mis compañeras de piso.

De hecho mis libros de recetas se separan en: comida sana y repostería. La parte sensata que me dice que tengo que comer mejor de lo que hago, que tengo que divertirme en la cocina sin caer en dietas aburridas, que tengo que cuidarme en todos los aspectos… y la parte creativa fácil, esa que da la imagen tan cuqui y bonita de pastelitos, cupcakes, galletitas, etc.

Parece que acabo de descubrir una cosa… ¿y si cocino sano y bonito/cuqui?

Aquí las lectoras de WeLoverSize quizás me entenderían (gracias por existir), pero muchas veces cuando me dan ganas de cocinar repostería, de hacer cosas cuquis, me viene a la mente la idea de que estoy demasiado gorda para hacer repostería. ¿Sabéis lo que es la gordofobia? Lo que tengo en mi mente en estas ocasiones.

Pero bien, temas psicológicos aparte, creo que desde aquí hago un llamamiento a mí misma (hola, Montserrat) para empezar a apreciar la comida de otra forma, sin ser negativo, sin castigos. Hoy me cocinaré algo para cenar. Decidido.

¡Ah! Y este fin de semana voy a Oporto y seguramente volveré con otro nuevo libro de recetas en portugués, castellano, inglés o chino.

Gracias por estar al otro lado, aunque no haya nadie, y darme la libertad de explicar lo que es más importante para mí. También tengo que decir que este tema de la comida es demasiado complicado para mí pero hoy he conseguido sacar un poquito la patita… iremos avanzando.

Deseadme suerte y ¡recomendadme libros de recetas aquí abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.